La atención es clave para el óptimo funcionamiento de las personas, favoreciendo la discriminación entre estímulos y eventos relevantes e irrelevantes. Pero, ¿qué es la atención? ¿qué tipos de atención existen?

A continuación respondemos a estas preguntas. ¡Sigue leyendo!

¿Qué es la atención?

La atención es la capacidad de procesar activamente información específica en el entorno mientras se ignora otros detalles. Dicho de otra forma, la atención es un proceso que se da a nivel cognitivo (proceso cognitivo), y que nos permite orientarnos hacia los estímulos que son relevantes, ignorando los que no lo son, para actuar en consecuencia.

Además, la atención es un recurso limitado y, aunque puedes prestar atención a más de una cosa a la vez, llegará un punto en el que no sea posible atender a más estímulos.

Piensa en la atención como un subrayador. A medida que lees una sección de texto en un libro, la sección resaltada se destaca, lo que hace que enfoque tu interés en esa área.

No se trata solo de centrar la atención en una cosa en particular; también implica ignorar una gran cantidad de información y estímulos que compiten entre sí. Es decir, la atención nos permite “desconectarnos” de la información, las sensaciones y las percepciones que no son relevantes en este momento y, en cambio, concentrar toda tu energía en la información que es importante.

Características de la atención

Para entender cómo funciona la atención, veamos sus aspectos clave:

  • Limitada. 🚫 La atención es limitada tanto en términos de capacidad como de duración.
  • Selectiva. ☝ Dado que la atención es limitada, debemos ser selectivos sobre qué y dónde focalizamos.
  • Cognitiva. 🧠 La atención es parte de nuestro sistema cognitivo y ayuda en nuestra capacidad para sobrevivir.
ocho tipos de atención hernandez psicologos Malaga online fuengirola Marbella

8 tipos de atención

Como ya sabes, la atención es un fenómeno dinámico que cambia según el entorno inmediato. Es un proceso complejo que tiene sus raíces en varias funciones cognitivas. Por eso, ha suscitado gran cantidad de investigaciones para identificar los tipos de atención

Comprender los diferentes tipos de atención es la clave para ser más eficiente.

Hay varios tipos de atención que utilizamos durante nuestras actividades diarias. A continuación te muestro las ocho más importantes:

1. Atención selectiva o focalizada

A todas horas estamos expuestos a diversos estímulos. La atención selectiva nos ayuda a navegar por entornos complejos. Selecciona entre varios estímulos y, así, se concentra en lo que considera importante. 

Para entenderlo mejor, imagina que estás en el trabajo, rodeado de compañeros de trabajo y dispositivos electrónicos que pueden actuar como distracciones. Para poder concentrarte utilizas el tipo de atención selectiva y así mantener el ruido a raya. 

Cuando eres capaz de ignorar las distracciones y concentrarte en las prioridades, estás usando la atención selectiva.

2. Atención sostenida

La atención sostenida es uno de los tipos de atención que más usamos a diario. Se trata de la capacidad de concentrarse en algo durante largos períodos de tiempo sin distraerse. En otras palabras, es por la que nos concentramos en las tareas que requieren mucho tiempo. 

Hay tres etapas de atención sostenida: el inicio, el mantenimiento y el final.

Un ejemplo de atención sostenida ocurre cuando estudiamos para un examen, asistimos a reuniones o conferencias, o al preparar exposiciones.

3. Atención dividida

Otro de los tipos de atención que existen es la atención dividida. Ocurre cuando te concentras en dos o más cosas al mismo tiempo. Básicamente, estás dividiendo tu atención entre dos o más tareas.

Esta capacidad también se conoce como multitarea y no permite concentrarnos por completo en una tarea. Por ejemplo, es posible que hayas escrito un correo electrónico mientras escuchas música.

A pesar de lo que pueda parecer, la atención dividida no dura mucho porque divide la atención entre varias tareas que realizas al mismo tiempo. De hecho, la multitarea no es recomendable, afecta a la productividad a largo plazo.

4. Atención alterna

Este tipo de atención implica realizar múltiples tareas o cambiar la atención sin esfuerzo entre dos o más cosas con diferentes demandas cognitivas. Es similar a la atención dividida con la salvedad de que no estás realizando varias actividades al mismo tiempo. Incluso cuando cambias la atención entre varias tareas, permaneces concentrado en la tarea en cuestión. 

Usamos la atención alterna con más frecuencia de lo que nos damos cuenta. Por ejemplo, mientras tomas notas, das sentido a esas notas durante una reunión o presentación.

7. Atención voluntaria vs. involuntaria

Además de esta clasificación, y dependiendo de la actitud de la persona, encontramos otros dos tipos de atención:

  • Atención voluntaria: la persona hace un esfuerzo activo y consciente para prestar atención. Por ejemplo cuando leemos un libro y saltamos de palabra en palabra.
  • Atención involuntaria: no se hace un esfuerzo consciente y activo, sino más bien, es el estímulo tanto interno como externo el que dirige la atención. Un ejemplo sería cuando escuchamos el sonido de un trueno y rápidamente volteamos a mirar por la ventana. 

8. Atención interna vs. externa

Otra forma de clasificar los tipos de atención son los criterios interno o externo. Atención interna es la capacidad de utilizar los recursos de atención para nuestros propios procesos mentales y otros aspectos interoceptivos. Mientras que la atención externa se focaliza en los estímulos externos y estímulos provenientes del entorno.

Cómo mejorar la atención

Enfocar nuestra atención en una cosa mientras bloqueamos los distractores parece automática. Sin embargo, es un proceso muy complejo. Pero incluso las personas sin problemas de atención pueden beneficiarse del uso de algunas estrategias para mejorar la atención y la concentración.

  • Evita la multitarea. Tratar de hacer malabares con varias tareas perjudica la productividad.
  • Duerme lo suficiente. Las investigaciones han demostrado que dormir lo suficiente es esencial para mantener niveles óptimos de atención. El sueño ayuda a regular la atención, pero las demandas de atención también pueden influir en el sueño.
  • Practica mindfulness. La atención plena, que implica prestar atención al momento presente, a veces se concibe como una forma de atención. Las investigaciones han demostrado que el entrenamiento en mindfulness puede ser útil para mejorar la atención. 

¿Tienes problemas de atención? Consúltanos y pide cita con nosotros, en Psicólogos Málaga – Hernández Psicólogos tenemos un equipo de profesionales que están dispuestos a ayudarte tanto en nuestros centros de Málaga, Marbella y Fuengirola, como mediante nuestro servicio de terapia online, tan eficaz como la presencial.

Reserva una sesión con nuestros psicólogos online y comienza a sentirte mejor 🙂

Publicado por Alejandra Hernández

Licenciada en psicología por la Universidad de Málaga, con Máster en tratamiento psicológico por la Universidad de Málaga, Máster en sexualidad y educación sexual por la Universidad de Huelva. Especialista en Psicoterapia EMDR, psicoterapia sensoriomotriz, terapia cognitivo conductual, y especializada en el tratamiento psicológico del trauma, apego, trastorno obsesivo compulsivo, terapia de pareja y sexual. Actualmente trabaja como psicóloga y directora del centro Hernández Psicólogos.

Entradas relacionadas

  • Síndrome del impostor: cómo superarlo
    Síndrome del impostor, ¿no lo hemos tenido todos? Es ese sentimiento de que hemos engañado sobre nuestras habilidades y  que no merecemos lo que tenemos. … […]
  • Frustración: Qué es y cómo superarla
    Frustración, la vida está llena de frustraciones. Desde las pequeñas irritaciones por perder algo hasta el enfado por no conseguir los objetivos o metas propuestos. … […]
  • Qué es la intuición realmente
    A medida que el mundo se vuelve más complejo, tomar decisiones se vuelve más difícil. ¿Es mejor depender de un análisis cuidadoso o confiar en … […]

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Bajar al contenido